Las viviendas en venta o en alquiler, deben de disponer de un certificado de eficiencia energética. De no ser así, los propietarios pueden ser multados con sanciones que van desde los 300,00 hasta los 6.000,00 Euros.

  Este certificado especificará mediante una escala de siete letras, de la A a la G, el nivel de emisiones de CO2 en comparación con las dimensiones de la vivienda.

 

   Se pretende que el inquilino o comprador, pueda tener en cuenta esta eficiencia a la hora de tomar decisiones de alquiler o compra de la vivienda.

 

QUE VIVIENDAS SE TIENEN QUE CERTIFICAR

   Por norma general, todas las viviendas disponibles para el alquiler o la venta.

   No es obligatorio el certificado energético para las viviendas alquiladas por un periodo inferior a los cuatro meses, viviendas aisladas con una superficie inferior a 50 m2, edificios y monumentos protegidos, construcciones provisionales cuya vida prevista sea inferior a dos años y las partes no residenciales de los edificios industrialesy agrícolas.

 

CUANDO SE TIENE QUE ENTREGAR EL CERTIFICADO

   Los propietarios que quieran alquilar o vender sus viviendas, deberán de poner en disposción de los arrendatarios y compradores de este certificado, el momento en que se lleve a efecto la operación.

 

 

Pídanos presupesto sin ningún compromiso